Buscar
  • Cate de mi Corazón

¿Cómo se hace el aceite de aguacate?

Actualizado: 7 de sep de 2019

El aguacate es un alimento muy sano, que nos proporciona estupendos beneficios, ya que cuenta con ácidos grasos y una gran cantidad de antioxidantes. Os vamos a contar cómo hacer el estupendo aceite de aguacate, que tanto servirá para aplicar sobre la piel en tratamientos de belleza, como para preparar algunas comidas, aportando un gran valor nutritivo a estas.

El aceite de aguacate se puede comprar, pero suele ser bastante acuoso. Es de mejor calidad el que preparemos nosotros directamente en casa, a partir de aguacates que deben estar maduros. Sin duda tendremos un estupendo aceite para nuestros tratamientos de belleza caseros.


El aguacate es un alimento de gran valor nutritivo. Contiene bastantes ácidos grasos saludables que son perfectos para nuestro organismo. Los aguacates también son una fuente de antioxidantes gracias a las vitaminas, como la vitamina E. Además, este aceite lo están utilizando cada vez más personas a la hora de cocinar, porque tiene estupendas propiedades y es un aceite realmente sano.

Cómo hacer el aceite de aguacate

Hay varias formas de conseguir el aceite de aguacate. Desde las cáscaras prensadas del aguacate, en el horno deshidratando aguacates o bien cocinándolos para extraer ese aceite. Estos métodos se pueden utilizar para conseguir el aceite, siendo igualmente válidos. Solamente tenemos que escoger el que sea más fácil de usar para nosotros.


Exprimir cáscara de aguacates

Para hacer aceite con este método tienes que separar la pulpa de la cáscara del aguacate. Se cortan por la mitad, eligiendo siempre aguacates maduros, pues son de los que se extrae mucho más aceite. Los separas y tiras la semilla. La pulpa la reservas para hacer alguna receta, incluyendo el aguacate en ensaladas o para hacer guacamole, ya que es aguacate maduro.

Con un exprimidor de naranjas puedes ir exprimiendo estas cáscaras de aguacate poco a poco. Lo que quede en la zona en la que suele caer el zumo será el aceite, aunque en ocasiones caen también partes del aguacate. Por eso debemos filtrar lo que exprimimos. Con un filtro de café pasaremos todo lo que hemos sacado de las cáscaras, de forma que quede solo el aciete. Este aceite lo reservaremos en un recipiente de cristal en un lugar con temperatura media y alejado de la luz solar.


Cocinando aguacates


El método que suele utilizar casi todo el mundo para hacer el aceite de aguacate es usando la pulpa y cocinándola, porque es de donde más podemos extraer el aguacate. Asegúrate de que compras aguacates maduros. Separa la pulpa de la semilla y las cáscaras. Mete la pulpa en una licuadora para hacer un puré.

Una vez tengamos el puré tendremos que cocinarlo. Se añade a una cacerola y cocinamos a fuego lento, ya que con este proceso se consigue separar el aceite de la pulpa, el cual veremos ir apareciendo en la superficie. Hay que continuar cociendo el aguacate hasta que la mezcla se oscurezca.

Finalmente, se pasa el aguacate a una tela con la que poder filtrarlo. Se pone un bol debajo y se va exprimiendo poco a poco, viendo cómo sale el aceite. Así tendremos todo el aceite extraído de la pulpa. En esta parte hay que tener paciencia, ya que el aceite va cayendo poco a poco.

0 vistas
logo-nuevo-cate.png
yt-D.png
IG-D.png
FB-d.png

Navegación

Dudas Y PREGUNTAS

Síguenos